Conoce qué son y los pasos para crear estanterías metálicas resistentes

Hombre usando una amoladora para cortar un perfil ángulo para una estantería metálica
Comparte este contenido con tus amigos

Las estanterías metálicas son elementos que ofrecen una combinación excepcional de fortaleza, versatilidad y durabilidad. Estas estructuras gozan de una amplia popularidad en diferentes rubros debido a su capacidad para organizar y almacenar una variedad de objetos. En este artículo, te explicaremos en detalle qué son, y además, te enseñaremos a crearlas. Así que, ¡no dejes de leer!

¿Qué son las estanterías metálicas? 

Son estructuras compuestas por repisas horizontales que descansan sobre columnas verticales o soportes. La disposición del estante de acero puede variar según las necesidades del usuario y el diseño específico. Por lo general, se fabrican con materiales metálicos que le otorgan diversas cualidades, entre las que se encuentran las siguientes: resistencia a la humedad, el impacto y el desgaste, larga vida útil, soporta cargas pesadas y son fáciles de limpiar y mantener.

Acercamiento a una estantería hecha con acero

¿Qué función cumplen las estanterías metálicas? 

Por otra parte, las estanterías metálicas cumplen con la función de organizar y almacenar eficientemente diversas cosas. Ya sea, el garaje de una casa, una bodega o los productos de una tienda, son esenciales para mantener el orden y la accesibilidad. Su diseño abierto permite una visibilidad clara de los elementos guardados, lo que facilita la ubicación y la gestión de inventario. Además, protegen los objetos de daños y garantizan la durabilidad de los mismos.

De igual forma, las estructuras metálicas optimizan el espacio vertical, una ventaja especialmente valiosa en entornos con limitaciones de capacidad. No obstante, su utilidad va más allá, ya que también se emplean con fines de exposición de productos y mercancías, logrando una presentación atractiva que potencia las ventas en contextos como las tiendas minoristas.

¿Qué materiales se usan para hacer una estantería? 

Las estanterías metálicas se fabrican principalmente con tres tipos de materiales: acero, hierro y aluminio. El primero es la opción más común debido a su capacidad para soportar una amplia gama de pesos y la resistencia al óxido y la corrosión, especialmente cuando se le aplica un recubrimiento galvanizado que proporciona una capa protectora adicional.

Después se encuentra el hierro, que, aunque es menos frecuente que el anterior, también es robusto y sólido. Sin embargo, tiene mayor susceptibilidad a la oxidación, lo que a menudo implica la necesidad de aplicar un recubrimiento protector para mantener su durabilidad. Por último, el aluminio es una opción más ligera, lo que lo hace apropiado para estanterías que no necesitan soportar cargas extremadamente pesadas. 

Pasos para crear estanterías metálicas 

Las estanterías metálicas son productos altamente populares y no son difíciles de encontrar en el mercado; al contrario, existe una variedad de tipos que se acoplan a cualquier necesidad. Sin embargo, si eres una persona a la que le gusta el bricolaje, presta atención, ya que a continuación te mostraremos los pasos para que puedas crear tu propia estructura tipo angular. 

Para este ejemplo hipotético, se realizará una estantería con 6 repisas y se utilizarán las siguientes medidas: 50 x 90 x 200. 

Materiales que necesitarás:

  • Perfil Ángulo 7/8 x 1/8″ (para los marcos de soporte)
  • 4 perfiles Ángulo 1 x 1/8″ de 200 cm (para las patas)
  • 6 repisas de metal de 15 mm 
  • Tornillos de 15 mm
  • Sierra de metal
  • Taladro con brocas
  • Escuadra rápida o flexómetro
  • Disco de desbaste
  • Máquina inversora para soldar
  • Pinzas de presión o prensas tipo “c” 
Perfiles angulares cortados a 45 grados con una sierra de metal

Fabricación de los marcos de soporte

  1. Con la sierra de metal, corta un total de 24 perfiles angulares a 45° para que encajen de manera precisa al momento de formar los marcos. Debes hacer 12 cortes de 50 cm, que corresponden al ancho, y los 12 cortes restantes a 90 cm, que será el largo.
Ángulos perforados para ensamblar en repisas de metal
  1. Una vez que tengas las piezas cortadas, será necesario realizar perforaciones en cada ángulo para que puedan unirse posteriormente a las repisas de metal. La cantidad de agujeros dependerá del tamaño de tu proyecto, pero para este ejemplo, se harán 2 orificios centrados en cada perfil de acero.
Perfiles alineados con una escuadra formando un rectángulo
  1. Es hora de unir los ángulos para generar el marco. Aquí debes asegurarte de que los perfiles tomen una forma rectangular perfectamente escuadrada. Para verificar su alineación, puedes ocupar una escuadra rápida o un flexómetro como ayuda. 
Soldadura de los perfiles en forma de marco rectangular
  1. Una vez hecho lo anterior, es momento de soldar las esquinas hasta lograr una unión sólida y resistente. Luego, elimina cualquier rebaba o imperfección con un disco de desbaste. Este paso es esencial para lograr una apariencia más pulcra y profesional en los soportes. Repite este proceso hasta que hayas construido los seis marcos.

Dos marcos posicionados con una separación de 1.8 metros entre ellos

Unión de la estructura

  1. Para iniciar la construcción del armazón, necesitarás dos marcos. Coloca cada uno sobre el área de trabajo a modo que la base quede apoyada en la superficie. Luego, comprueba que haya una distancia de 1.8 metros entre cada elemento.
Fijación de los ángulos en las esquinas de los marcos con pinzas de presión o prensas tipo c
  1. A continuación, utiliza unas pinzas de presión o prensas tipo “c” para fijar horizontalmente los 4 ángulos en cada una de las esquinas de los marcos, de manera que se conecten y formen un rectángulo. Dado que, cada perfil tiene una longitud de 2 metros, quedará un espacio de 20 cm entre el suelo y la parte inferior de la primera repisa.
Soldadura de los puntos de conexión entre las patas y los marcos
  1. Posteriormente, comienza a soldar los puntos de conexión entre las patas y los marcos. Debes cerciorarte que la armadura quede perfectamente unida para evitar deformaciones o pandeos.
Distribución de los marcos restantes entre la primera repisa y la última
  1. Luego de haber finalizado los pasos previos, coloca cada 30 cm los marcos restantes y ubícalos entre la primera repisa y la última, asegurándote de soldar todas las esquinas a la armadura. 

NOTA: En este punto, puedes pintar la estructura para darle un acabado más estético.

Fijación de las placas de metal a cada soporte utilizando un taladro
  1. Para finalizar, usa un taladro con portabrocas para asegurar las placas de metal a cada soporte a través de las perforaciones que realizaste al principio. ¡Y listo!, así de fácil y rápido lograrás hacer tu propia estantería metálica. 

Te puede interesar: ¿Cómo hacer protección para ventana de acero?

Este tipo de estanterías metálicas se pueden complementar con materiales como el vidrio para dar acabados más estéticos. Si te interesa esa alternativa, puedes ver el siguiente video en el que se muestra cómo agregar dicho complemento a tu estantería:

¿Cuánto peso soportan las estanterías metálicas?

La capacidad de carga de las estanterías metálicas depende de varios factores, como el tipo de metal utilizado, el diseño, entre otros. Pero, generalmente, se clasifican en tres categorías según la carga:

  • Carga ligera: 150 kg por bandeja.
  • La Carga media: 450 kg por bandeja.
  • Carga pesada: 1000 kg por bandeja. 

Sin embargo, es importante respetar las recomendaciones del fabricante en cuanto a límites de peso para garantizar la seguridad. Como sugerencia, no intentes sobrecargar las estanterías, ya que esto puede debilitarlas y provocar accidentes.

¿Qué tipos de estanterías metálicas hay?

Asimismo, es relevante mencionar que existen diversos tipos de estanterías metálicas y cada una se destaca por su capacidad de carga y diseño único. Cada variante se ajusta de manera específica a las distintas demandas y espacios disponibles. Algunos de los más comunes incluyen: 

Estanterías de góndola vacías en una tienda
  1. Estanterías de ángulo: están construidas a partir de perfil ángulo, lo que les confiere una excepcional resistencia para soportar cargas considerables. 
  2. Las estanterías de carga ligera: son ideales para almacenar objetos livianos como libros, cajas y ropa. Además de ser relativamente asequibles, el montaje es sencillo y rápido.
  3. Estanterías de carga media: perfectas para guardar objetos de peso moderado, como herramientas, equipos y materiales de construcción. Ofrecen una solución segura y eficaz para la organización. 
  4. Estanterías de carga pesada: son capaces de sostener cargas pesadas como maquinaria, muebles y materiales de construcción. Son una elección confiable para aplicaciones exigentes.
  5. Las estanterías de paletización: diseñadas específicamente para el almacenamiento de palets, resultan fundamentales en entornos industriales y almacenes para una gestión eficiente y segura de grandes volúmenes de productos. 
  6. Estanterías de góndola: concebidas para resistir cargas ligeras o medianas. Suelen contar con dos o tres niveles y se emplean en tiendas minoristas para presentar los productos de manera atractiva y accesible a los clientes.

Conclusión

Como ves, hay una infinidad de estanterías metálicas capaces de adaptarse a cualquier necesidad específica. Además, no es muy difícil hacerlas y te ayudarán a mantener tus espacios organizados y funcionales. ¡Aprovecha la resistencia y la durabilidad del acero para crearlas! ¿No sabes dónde conseguir perfiles angulares? En Aceros Torices encontrarás materiales de primera calidad al mejor precio.

Comunícate con una de nuestras ejecutivas de ventas al 55 5888 2185 o a través del chat en línea que se encuentra en la página principal y enseguida obtendrás una cotización totalmente gratis. También, no olvides seguirnos en las redes sociales para encontrar más información de valor sobre el acero y la industria constructiva.

Comparte este contenido con tus amigos

Suscribete a nuestro Newsletter

Recibe a tu correo lo mejor de nuestro contenido y promociones especiales

No te vayas todavía, aquí te mostramos otros artículos que te pueden interesar

¿Quieres obtener más información de nuestros productos?

Ponte en contacto con nuestras ejecutivas de ventas y descubre los excelentes precios que tenemos para ti.
Distribución y venta de acero